Grandes Ligas: Habrá dos juegos de desempate este lunes

dodgers
(Agencias) Christian Yelich, todavía aspirante a la Triple Corona de bateo, visitará el Wrigley Field, junto a los Cerveceros de Milwaukee. Nolan Arenado y el poderoso bateo de los Rockies de Colorado, tendrán que jugar en el Dodger Stadium.

El último día de la campaña regular no lo fue. Restan todavía dos encuentros de desempate, que más bien parecen el comienzo de los playoffs.

Ha llegado el béisbol de octubre en las Grandes Ligas, con el juego número 163 de la temporada, que deberán disputar el lunes los Cerveceros, los Cachorros, los Rockies y los Dodgers.

Dos encuentros de desempate en la misma fecha, algo que jamás había ocurrido en la historia de las Grandes Ligas. En ambos, se coronará un monarca divisional.

“Es interesante que el béisbol sea un deporte tan perfecto en algunos aspectos y que después de 162 juegos no se defina nada”, ironizó el manager de los Cachorros de Chicago, Joe Maddon.

Chris Bryant, Anthony Rizzo y los Cachorros comenzarán esta doble función llena de dramatismo. Recibirán a Milwaukee en busca de la corona de la División Central de la Liga Nacional. Más tarde, el novato de los Dodgers, Walker Buehler, tiene previsto abrir el duelo ante Colorado, por el banderín de la División Oeste.

Hay sin embargo un hecho que resta suspenso a ambos enfrentamientos.

Los cuatro equipos involucrados tienen ya en el bolsillo un boleto de playoffs, ya sea como campeones divisionales o como wild cards. Los Dodgers, Rockies, Cerveceros y Cachorros sabían eso el domingo, cuando se dispusieron a jugar lo que podía ser su último encuentro de la temporada regular.

Y los cuatro equipos ganaron, por una pizarra combinada de 48-5.

Así que una derrota el lunes no condena a la eliminación. Nunca antes un equipo que perdía un duelo de desempate podía seguir con vida.

El jonrón de Bucky Dent liquidó a los Medias Rojas en 1978. Matt Holliday se deslizó en home _y quizá tocó el plato_ para eliminar a San Diego en 2007. David Price guió a Tampa Bay a una victoria sobre Texas en 2013, para ganar el más reciente duelo de desempate.

Esta vez, todos los participantes están en realidad dentro de la postemporada. Pero hay una gran diferencia entre ganar la división o ingresar en los playoffs con el pasaje de comodín.

El ganador de la pulseada entre Cerveceros y Cachorros podrá abrir como local la serie divisional a un máximo de cinco partidos el jueves, ante el equipo que triunfe en el juego de comodines. El vencedor del encuentro entre Colorado y Los Ángeles comenzará también en casa la serie divisional, frente a los Bravos de Atlanta.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s